10 películas navideñas para emprendedores

COMPARTE:

¿Todo listo para la cena de Nochebuena? ¿Y para la comida de Navidad? La familia, los regalos, la comida… y si hay algo que no puede faltar en estas fechas son las típicas películas navideñas que nos juntan a todos delante del televisor. Es inevitable, y por muy habituados que estemos, se repite año tras año. Así, puestos que ya se ha convertido en un ritual navideño, hoy os proponemos una lista de películas centradas en la Navidad para emprendedores.

films nadal1024

- Que bello es vivir

Empezamos con un clásico (y nunca mejor dicho), porque la cinta de Frank Capra es una de las películas más reproducidas en Nochebuena en cualquier parte del mundo. En ella se cuenta la desgraciada historia de George, un banquero familiar que cree haber caído en desgracia, hasta que su ángel de la guardia le hace ver lo auténticamente desgraciado que hubieran sido los demás si él no hubiera estado. Una cinta que bien nos ilustra que, a pesar de las dificultades, uno no puede dejar de perseguir sus sueños y que, aunque a veces no se cumplan, debemos también luchar por lo que tenemos.

- Mary Poppins

Aunque no se trate de una película navideña por si misma, Mary Poppins es de estos filmes que durante las fiestas, no sabes muy bien como, terminas viendo en cualquier televisor. Y no vendría mal al emprendedor tomar nota de esta trabajadora del hogar, porque encontrará muchas similitudes: la más evidente, el autoempleo. Porque Mary Poppins era, ante todo, una autónoma en busca de una oportunidad y no duda de utilizar todos los recursos para sacar su pequeño negocio a flote.

- La gran família

Seguimos con los clásicos, en este caso del cinema español. Y es que “La gran familia” es el mejor ejemplo cinematográfico de la perseverancia: se pasan media película buscando a Chencho. Una buena muestra de superación y supervivencia en un entorno conocido, que en la película se representa por la Plaza Mayor de Madrid y su tradicional mercadillo, pero que al emprendedor siempre puede darle alguna que otra sorpresa.

- Solo en casa / Mi pobre angelito

De una familia enorme (¡en “La gran familia” consta 15 hermanos!) a otra. Si en el caso de la película española, pierden el benjamín en el mercado, la familia McCallister se lo dejan, directamente, en casa mientras ellos están de viaje en París. La verdad es que el protagonista (el recordadísimo Macaulay Culkin) demuestra grandes dosis de ingenio y de imaginación para hacer frente a tan solitaria empresa. ¿No os recuerda a nadie?

- El grinch

El Grinch odia la Navidad (un día alguien tiene que contarnos exactamente qué es esto del espíritu navideño…) y para hacer arruinar y no haber de soportar otra odiosa festividad, decide robar los regalos. Pero su plan fracasa porque se da cuenta que la Navidad va más allá de lo material. Una buena lección que podemos extrapolar a las empresas de Responsabilidad Social, en que además del producto buscan ofrecer “algo más”.

- Un papá en apuros / El regalo prometido

Nos gusta ver a Arnold Schwarzenegger en una comedia navideña (es como meter un elefante en una cacharrería), pero dejando los gustos cinematográficos a un lado, el protagonista de “Un papá en apuros” nos demuestra de lo qué es capaz un emprendedor para conseguir su objetivo (aunque para que no nos pase como al bueno de Arnold, también os recomendamos aprender un poco de previsión).

- Pesadilla antes de Navidad / El Extraño mundo de Jack)

Un ejemplo de película navideña por el contenido y emprendedora por cómo se realizó: binomio ganador, pues. La obra de Tim Burton fue una auténtica revolución dentro de los largometrajes de animación: utilizó la técnica del stop-motion con marionetas y un escenario real: a 24 fotogramas por segundos en una película de 76 minutos son cerca de 110 mil movimientos. Determinación y mucho, mucho cariño para cumplir con la idea que Burton tenía en la cabeza.

- Fred Claus

La película gamberra de la lista. Fred Claus es el hermano de Nicholas Claus, alías Santa Claus, y a la vez, su polo opuesto. Y aunque un negocio lo emprendemos nosotros, el ejemplo de los Claus nos muestra que la familia también cuenta, y mucho.

- Los fantasmas atacan al jefe / Los Fantasmas contraatacan

La versión cinematográfica de “Cuento de Navidad” de Charles Dickens, en el que Bill Murray inmortaliza al cascarrabias señor Scrooge: un importante ejecutivo de televisión cuyo único objetivo es la audiencia. ¿Qué nos demuestra esta fábula navideña? Nuestra empresa no es nuestro mundo y por muy emprendedores que seamos debemos trabajar para vivir y no vivir para trabajar. 

- Joyeux Noel

Basada en una hechos reales, “Joyeux Noël” es la historia de soldados franceses y alemanes que durante la Primera Guerra Mundial deciden hacer un alto el fuego para celebrar la Navidad. Muy recomendable para demostrarnos, que más allá de la competitividad entre empresas, a veces la mejor manera de crecer es la colaboración.

Coged las palomitas y preparaos para unas Navidades cinéfilas… ¡y emprendedoras! Si queréis ampliar nuestra lista de películas, y aunque no sean fechas navideñas, siempre hay momento para montar un cineforum de motivos emprendedores, ya sea de películas de superación, de liderazgo o directamente, las películas que un emprendedor no se puede perder. ¿Cuál añades tú? Coméntanoslo en el grupo de Linkedin de emprendedores y empresarios o en Twitter vía el hashtag #pelisemprendedoras