Business intelligence

COMPARTE:

post35-1Quería dar inicio a este artículo, pero mis alertas de Google me han llamado la atención, sobre el sector servicios en España.

La noticia tiene este titular: “Ocho de cada diez pymes pertenecen al sector servicios”, en Economía Digital.

¿A qué se dedican la mayoría de las pymes españolas? Ocho de cada diez pertenecen al sector servicios. Y dentro de este grupo, el 24% de las pequeñas y medianas empresas de España están enfocadas al comercio, según apunta el informe Retrato de la pyme que ha realizado la Subdirección General de Apoyo a estas compañías. Tras el sector servicios se encuentran la construcción, que acapara al 13% de las pymes, y la industria, con el 6,5%. Más del 90% del tejido empresarial en España está constituido por pymes que generan cerca del 66% del empleo total. Además, las microempresas, es decir, aquellas que tienen como máximo nueve empleados, suponen el 96% del total de compañías. La facturación de las pymes depende, principalmente, de su tamaño. Las más pequeñas no superan los dos millones de euros, mientras que las medianas – cuya plantilla oscila entre los 50 y los 250 trabajadores – pueden llegar a los 40 millones, asegura el estudio. En la actualidad el principal reto al que se enfrentan estas empresas es la dificultad para acceder a la financiación y al crédito. Aunque algunos bancos han abierto un poco el grifo, las pymes siguen teniendo problemas para obtener ese capital necesario para impulsar el negocio. Sin embargo, el peso que tienen en el tejido empresarial es relevante. De modo que, si las pymes no consiguen crecer más, el país tampoco.

La noticia centra nuestra realidad, y el entorno y la globalización a ritmos de cambios vertiginosos, nos impulsan prácticamente al abismo, nos dirigen a ese estado llamado, supervivencia.

Sobrevivir, es abandonar la zona de confort, para saber vivir en la incertidumbre, en permanente competencia con los demás, arriesgando y abrazando la innovación y la creatividad como alternativas plausibles de salida. Esta crisis ha puesto de manifiesto tantas cosas, pero sobretodo las debilidades. Esta crisis, pone punto y final a todo lo que ha sido, dando inicio, a todo lo que será. En este aprendizaje constante y permanente, empresas continuarán, otras en cambio, no se adaptarán a los mercados, y sucumbirán.

Las líneas maestras para el nuevo management:

  • Perfil: El futuro está en aquellos perfiles que sean capaces de mover a las organizaciones fuera de la zona de confort, que sepan leer el mercado, posean visión a largo plazo, cuenten con perspectiva internacional y dominio de lo digital y realicen una buena gestión del control del gasto.

  • Buenas prácticas: la Creación de Valor debe ser el objetivo de toda buena gerencia. El valor de la empresa, es el valor del conjunto de elementos materiales, inmateriales y humanos que integran o constituyen la empresa.

  • Flexibilidad: las empresas tienen que saber funcionar en todas las condiciones posibles, cuando crecen, cuando hay crisis, cuando hay problemas, cuando hay oportunidades de negocio.

  • Conocimiento, talento e innovación son los conceptos centrales en la empresa en la última década.

El Business Intelligence, a parte de su gran recorrido, es una herramienta TIC, que ofrece un conjunto de soluciones, pero que en síntesis, pone conocimiento a las empresas para la toma de decisiones.

Las Universidades y las Escuelas de Negocio han percibido la gran importancia que tiene la gestión del conocimiento. Es una ventaja competitiva, ya que, en ese estado de supervivencia al que hacía mención, competir con información, es una gran y vital diferencia.

Todas las empresas, sin excepción, trabajan con ERP’s, fundamentalmente con el soporte de aquellos softwares transaccionales que sostienen el core business. A medida que se alcanza tamaño y complejidad, se amplían o se incorporan nuevos ERP’s, que dan soluciones a las diferentes áreas funcionales de la gestión empresarial. Y así se funciona, pero, la pregunta emergente a día de hoy: ¿es suficiente?

El objetivo básico del business intelligence o inteligencia de negocio o inteligencia empresarial es apoyar de forma sostenible y continuada a las organizaciones para mejorar su competitividad, con la habilidad de TRANSFORMAR LOS DATOS EN INFORMACIÓN, Y LA INFORMACIÓN EN CONOCIMIENTO, de forma que se pueda optimizar el proceso de toma de decisiones en los negocios.

Es posible diferenciar datos, informaciones y conocimientos, conceptos en los que se centra la inteligencia empresarial. Un dato es algo vago, “El resultado del mes son 15.000 u.m.”; si añadimos, “representa el 10% sobre ventas, crece un 4% sobre el mes anterior”, el dato se ha convertido en información; y si además, ponemos conocimiento, “en este mes, el mix de ventas ha cambiado, el resultado es consecuencia del nuevo pedido del cliente X, un 15% del total ventas, en proceso automático, sin rechazos, ni re-trabajos”.

El Business Intelligence puede ser tan sofisticado cuanto más compleja y gran tamaño tenga la organización, ya que al trabajar con bases de datos, y con muchos datos, las soluciones consisten en capturar, calcular, o aplicar algoritmos, y estadísticas, y todo ello en tiempo real.

Pensando de nuevo en las pymes, añado la siguiente reflexión: o continuar haciendo lo mismo, uso de ERP’s y complementando la información con office, o subirse al tren de la competitividad.

A qué CEO, no le gusta disponer en tiempo real de un cuadro de mando que pueda visualizar a través de su Tablet o Smartphone.

A qué equipo directivo, no le gusta disponer en tiempo real de un reporting estructurado y visual con los KPI clave del negocio.

post35-2

Disponer de datos precisos, para negociar con un Cliente, conocer la operativa de un Proveedor, solicitar un crédito bancario, conocer los turnos de trabajo, …, mientras existan los datos, se obtendrá lo que se quiera.

Los grandes desarrolladores de software que comercializan los ERP’s de bases de datos, integrando todas las áreas funcionales, ya ofrecen soluciones en Business Intelligence.

Ya que el cloud permite incorporar tendencias tecnológicas antes sólo reservadas a las grandes compañías, permite a las pymes acceder a la gestión del conocimiento:

Y lo que esperan las pymes es que este acceso sea:

  • Rápido

  • De uso fácil o intuitivo

  • Asequible

Obviamente, estoy pensando en una Marca®, que aporta los siguientes beneficios a la empresa:

  • Proporciona una visión integral de forma rápida, permitiendo descender hasta el dato concreto.

  • Permite alinear la organización a la estrategia.

  • No depender de terceros para tener toda la información en tiempo real.

  • Reducción de costes: ahorro de tiempo en generación de informes / reducción de costes de licencias de otras aplicaciones.

  • Incrementar los beneficios

  • Conocer la rentabilidad real de cada producto o servicio.

Las Pymes tienen alternativas. Ya no toma de decisiones por intuición, las decisiones van a ser tomadas por: observar, ¿qué está ocurriendo? comprender, ¿por qué ocurre? predecir, ¿qué ocurrirá?

Cada vez tenemos más información y menos tiempo para analizarla.

Los problemas reales que aquejan a las empresas tienen que ser resueltos poniendo a disposición de las mismas propuestas reales de valor de aliados estratégicos para poner conocimiento en la gestión, y sólo son posibles con la unión simbiótica de servicios + tecnología.

Innovar es crear valor nuevo significativo para el mercado, mi visión estratégica y propuesta innovadora para las empresas es poner conocimiento a través del siguiente proceso de actividad profesional:

DIAGNÓSTICO, POSICIONAMIENTO, CREACIÓN DE VALOR Y BUSINESS INTELLIGENCE.

  • Diagnóstico a través de la expertise. ¿Cuál es tu situación actual? El valor añadido de la diagnosis es la opinion, poniendo en conocimiento la situación de los estados económicos/financieros de la empresa. Útil incluso para aquellas empresas que no están obligadas a ser auditadas para acceder a la financiación, diagnosis/auditoría.

  • Posicionamiento a través del benchmarking. Análisis externo del plan de marketing que pone en conocimiento cómo estás en relación a tu sector o competidores.

  • Creación de Valor a través de los targets. Un conjunto de medidas correctoras que definen objetivos a corto, y a medio/largo plazo. Poniendo en conocimiento los planes de acciones a realizar.

  • Business Intelligence es la herramienta del conocimiento. Ayuda a comparar los datos reales con los objetivos para la creación de valor, a través de indicadores de evolución, análisis descendientes, análisis dinámicos, para proporcionar justo la información necesaria en tiempo real del estado de tu negocio.

 

Rafael Alcón Díaz
Consultor Empresarial – Executive
Recuerda, Escura Consulting facilita un modelo competitivo de éxito para tu empresa. Un modelo sostenible, rentable y que cree valor.

 

 

 

 

ACERCA DEL AUTOR

Rafael Alcón Díaz – Consultor Empresarial – Executive.   Director ALCÓN-freelance associated at ESCURA Consulting. Entrepreneur Business Consultant. CFO&MKT Manager.