(dis)Capacitados para emprender

COMPARTE:

¿Todo el mundo puede emprender? Este debate no está del todo cerrado, ya que hay quien considera que para emprender es necesario tener determinadas cualidades sin las cuales es mejor no arriesgarse. Sin embargo, en IDaccion defendemos que, con un buen asesoramiento y complementando la formación que tengamos, cualquier persona con una buena idea puede emprender si le pone ganas, talento y mucha pasión.

Es obvio que existen dificultades adicionales en determinados casos: por ejemplo el de las personas con discapacidad. Aún así, cada vez son más las personas con alguna limitación física o sensorial que deciden emprender su propio negocio como forma, no sólo de integración en el mercado laboral y sustento económico, sino también de realización y autonomía personal.

dis_capacidad2

En la economía del conocimiento, en el que el trabajo ha dejado de ser puramente físico y se basa más que nunca en el talento, la innovación y el conocimiento de personas y organizaciones, padecer una discapacidad física o sensorial no debe ser un obstáculo insalvable a la hora de emprender. Las buenas ideas, el talento y la capacidad de gestión se reparten por igual entre personas con discapacidad y sin ella.

Aún así, para estas personas sigue habiendo dificultades añadidas para emprender, ya que, a los obstáculos que se encuentra todo emprendedor, hay que añadir los propios de su discapacidad en aspectos como la movilidad y la accesibilidad tanto a espacios físicos como a las tecnologías.

Ayudas para emprender con discapacidad

Para ayudar a superar estas dificultades añadidas, existen algunas ayudas públicas y también privadas para las personas con discapacidad que desean emprender. En España podemos encontrar las siguientes.

  • Bonificaciones de cuotas a la Seguridad Social. Las personas con un grado de discapacidad igual o superior al 33% que se establezcan como trabajadores autónomos tienen una bonificación del 50% sobre la base mínima de cotización al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos durante 5 años. En caso de ser menores de 35 años, durante el primer año esta bonificación puede alcanzar el 80%. Más información aquí.
  • Subvenciones para la Promoción del Trabajo Autónomo. Las personas con discapacidad son un colectivo prioritario para este tipo de ayudas que contemplan subvenciones  al establecimiento, ayuda financiera, asistencia técnica y formación. No obstante, hay que informarse bien en cada comunidad autónoma de la disponibilidad de estas ayudas. Más información aquí.
  • La capitalización del paro. En el caso de las personas con discapacidad, la capitalización puede llegar al 100% de la prestación pendiente de cobro. Además pueden obtener una subvención para financiar las cuotas a la Seguridad Social durante durante el período de tiempo que hubiera tenido derecho a percibir la prestación por desempleo de no haberse producido la modalidad de pago único. De nuevo, conviene informarse bien sobre la disponibilidad de estas ayudas en cada Comunidad Autónoma. Más información aquí.

También existen ayudas, programas y recuros de apoyo a emprendedores con discapacidad de entidades privadas, a destacar las de la Fundación ONCE o la Asociación Española de Emprendedores con Discapacidad.

El sector de la discapacidad como oportunidad de negocio

Muchos emprendedores con discapacidad optan por crear empresas relacionadas justamente en este ámbito, y es que se trata de un sector de población creciente (un 8,5% de la población española, debido sobretodo al aumento de la esperanza de vida). Las necesidades específicas de este colectivo pueden ser una oportunidad de negocio en lo que se refiere a la accesibilidad a edificios, la movilidad, el acceso a las Tecnologías de la Información y la Comunicación, o incluso en el sector de viajes y ocio adaptado a personas con discapacidad.

¿Conoces otros recursos para personas con discapacidad? ¿Qué oportunidades crees que hay en este sector? Sigue el debate en nuestro grupo para emprendedores y empresarios con más de 12.000 miembros de todos los países de habla hispana.